Provincia de Buenos Aires Fauna

 

La fauna de la llanura pampeana es rica y diversa, sólo empobrecida en lo que respecta a los mamíferos, muchos de ellos extinguidos antes de la llegada del hombre blanco.

El único mamífero herbívoro autóctono de importancia, es el Ciervo de las Pampas (Ozotoceros bezoarticus), a principios de siglo abundante, hoy con presencia sólo en algunas reservas. Pueden encontrarse otros que ingresan a la región en forma esporádica o casual como son el carpincho, el guanaco y la mara.

nandu

www.florenciovarelazoo.com.ar/%D1andu.htm

Entre las aves se destaca el ñandú (Rhea americana), corredora herbívora de gran tamaño que puede agregar a su dieta algunos bocados de origen animal. Su coloración es grisácea, y su largo cuello le permite divisar fácilmente a sus enemigos.

Hoy día no es muy común ver las tropas de ñandúes correr libremente por los campos, pues la caza furtiva y los alambrados han limitado su habitat y por lo tanto provocado su casi desaparición.

En otras épocas también reinaron el jaguar y el puma, pero debido a sus hábitos carnívoros que satisfacían con el ganado de cría, fueron muy combatidos, y sólo pueden encontrarse algunos de ellos en los lugares más inaccesibles de la región serrana, o en cotos de caza privados.

Entre los roedores medianos y pequeños podemos mencionar la vizcacha (Lagostomus máximum), también clásico habitante de la región, casi extinguido por ser considerado plaga para la agricultura. Este mamífero habita en cuevas pues la llanura no le ofrece otra posibilidad.

vizcacha_3

www.oni.escuelas.edu.ar/…/FAUNA.htm

Los roedores más comunes son los tuco tucos (Stenomys spp.) característicos de las zonas arenosas, que también como la vizcacha, construye su morada bajo la tierra pasando allí prácticamente gran parte del tiempo.

Puede verse también el cuis grande o Aperea (Cavia pamparum) y el cuis serrano (Galea musteloides) más conocido como conejillo de indias en su variedad doméstica. También los ratones (Akodón, Calomys, Reitehrodon) construyen su morada en forma de galerías debajo de la llanura.

Los felinos son cada vez menos comunes. Entre ellos podemos mencionar al gato montés (Felis geoffroyi), el gato de los Pajonales (F. colocolo), el zorro pampeano (Dusicyon gimnocercus) y el hurón mediano (Galictis cuha).

Otro habitante típico de la región es el zorrino común (Conepatus chinga) así como los armadillos, en su variedades de Peludo (Chaetopharactus vilosus) y la mulita (Dasypus hybridus) de aspecto más simpático que el otro de escarpada caparazón.

zorrino

tq.educ.ar/tq03044/espextin/catalogo.htm

En lo que se refiere a los marsupiales podemos decir que hay dos especies. La comadreja o zarigüeya overa (Didelphis albiventirs) que tiene una distribución muy amplia y otro más pequeño como es el colicorto (Manodelphis dimidiata).

Entre las aves que merodean los pastos altos pueden verse el inambú colorado (Rhynchotus rufescens) casi extinguido y el inambú chico un poco más común (Nthura maculosa). También podemos nombrar a las cachirlas (Anthus spp.) y el mixto (Sicalis luteola), el pecho colorado chico (Sturnella supersidiaris), el canastero enano (Spartonoica maluroides) y el corbatita común (Sportfila caerulescens).

Las aves características de los pastos cortos son el tero común (Vanelius chilensis), el pirincho (Guirá guirá), el típico e infaltable hornero (Furnarius rufus) cuyo nido de barro es típico divisarlo en los postes del alambrado y de la electricidad.

La lechuza de las vizcacheras (Speotyto cunicularia), es una de las aves rapaces de la pampa así como el lechuzón de campo (Asio flammeus), el chimango (Milvago chimango) y el halcón plomizo (Falco femoralis).

Entre las aves migratorias podemos mencionar tanto las procedentes del norte como del sur. De la Patagonia arriban en el otoño cauquenes (Chloephaga spp.), el chorlo cabezón (Oreopholus ruficollis) y la angachona de corbata (Tinocorus rumisivorus).

Desde el norte y en la primavera llegan la tijereta (Muscivora tyrannus), el venteveo real (Tyrannus melancholicus) y desde norteamérica el aguilucho langostero (Buteo swainsoni).

Entre los anfibios abundan los sapos, ranas y escuerzos.

Entre los reptiles existen varias culebras inofensivas, y lagartijas que viven en los médanos atlánticos.

Entre los insectos se destacan las hormigas con una gran variedad de especies.

Las lagunas, bañados, cañadas y cañadones ricos en zooplancton, alimentan a invertebrados y pequeños peces que a su vez sirven de comida para anfibios, reptiles y otros peces mayores que luego son presa de aves y mamíferos. Este también es el reino de los anseriformes entre los que se destacan el cisne de cuello negro (Signus melancoryphus) y el cisne coscoroba. Entre los patos que componen una verdadera legión son los más comunes el pato maicero (Anas georgical), el pato cuchara (A. plateada) el pato colorado (A. cyanoptera), el pato barcino (A. flavirostris) y el pato argentino (A. versicolor) de capucha oscura, y el pato picazo (Neta reposaca).

Los patos silbones de cara blanca (Dendrosygna viduata), son zambullidores y se los encuentra en grandes bandadas, o el interesante pato cabeza negra (Heteronetta atricapilla) que es el único anátido parásito del mundo, ya que se desentiende totalmente del cuidado de sus hijos.

El chajá (Chauna torquata) es otra de las típicas aves de La Pampa que pertenece al orden de los anceriformes. Las gallaretas se presentan en tres especies y son las más abundantes las de ligas rojas (Fulica armillata) y la de escudete rojo (F. rufifrons).

Entre los juncales pueden verse a la garza bruja (Nycticorax nycticorax) la cigueña o tuyango (Cicconia maguari), y el flamenco (Phoenicopterus chilensis).

Como demuestra esta descripción las aves son las de mayor significación en la población zoológica de la región, por lo que hemos mencionado las más comunes o características.

Dejá un comentario

Dirección de proyecto y mantenimiento RCC - Red Cooperativa de Comunicaciones C.P.S.L.
Con la integración de RCCPagos